JOYAS

  • Pendientes Amazigh

La joyería amazigh,  junto a la cerámica, los diseños de las alfombras, los tapices y los   tatuajes  son los exponentes  más destacados de esta cultura, estos elementos   nos permiten conocer los rasgos culturales, antropológicos y sociales de este pueblo milenario.

La mujer tamazight, es la protagonista de este   valioso patrimonio ancestral. En el pasado las mujeres  utilizaban las joyas  como armas de defensa, cuando iban a trabajar al campo, estas joyas  eran de grandes dimensiones y afiladas con las que podían defenderse de sus agresores.

Las   joyas son  propiedad de las mujeres,  pasan   de generación en generación y de madre a  hijas. Estas joyas las reciben de mano de los maridos como dote cuando se casan, este ajuar es una especie de  seguro en caso de viudedad o de divorcio por parte del marido.

En  las joyas amazigh, es tan importante su función estética como simbólica, este conocimiento,  en el  caso de la joyería, está en manos de los hombres  porque son los que se dedican a fabricarlas, por su parte las mujeres se dedican a los objetos cotidianos como la alfarería, alfombras y tapices, en la que  también recrean  la misma simbología.

La  mujer tamazight  luce sus joyas en grandes acontecimientos familiares y sociales, se engalana de sus  mejores vestidos, brazaletes y collares,  aunque  sigue habiendo  algunos lugares  del mundo rural, donde las mujeres desarrollan sus quehaceres cotidianos  ataviadas con todas sus joyas.

La decoración en joyería, al  igual que los vestidos, identifican a los miembros  de  cada, tribu y cabila, además del estatus social al que pertenece la mujer que los luce. Los motivos que utilizan para sus joyas son muy diversos: recreaciones de la escritura  del tifinagh, decoraciones florales,  motivos animales, la mano de Fátima, lámpara.

Fibula                     Brazalete                      Diadema                    Ajorcas

Fíbula, se utilizada para sujetar la ropa, suele tener carácter mágico. Ha evolucionado desde una simple aguja hasta formas geométricas con incrustaciones de coral, ámbar, nácar. Brazaletes, existen dos tipos, los abiertos o en forma de mancuerna y los cerrados en forma de dona.Estos brazaletes son  piezas pesadas con una  decoración esmaltada de la plata, con incrustaciones  de  piedras semipreciosas.  Los  abiertos   tienen  un  mecanismo de apertura con cierre de rosca  y con cadena de seguridad. Diademas, adornan la cabeza y la frente. Hay dos  tipos de variedades: la más simple  es una banda de tela o de cuero  en la que se  fijan monedas, conchas o perlas,  las más complejas tienen forma de  corona. Ajorcas, son  brazaletes o pulseras  para los pies. Este adorno es un aro grueso   de oro, plata u otro metal.